En el municipio de Boal, se encuentra esta cueva, declarada bien de Interés Cultural del Patrimonio Histórico del Principado de Asturias, donde se encuentran unas pinturas rupestres que datan de la segunda mitad de la Edad de Bronce entre los 1500 y 1100 años a.C.

Parece ser que este enclave ha estado envuelto en un halo de misterio, de presencias malignas muy propicias para la celebración de aquelarres, etc. Son frecuentes los topónimos que hacen referencia al diablo como Cedemonio, etc.

La ruta completa comienza en Doiras, pasando por Froseira, para luego ascender a la cueva, y el pico del Cuco.

En mi caso, partí desde Froseira, y ascendí hasta la cueva.

Como en otras ocasiones, trato de captar la belleza del entorno natural que me voy encontrando a mi paso, dependiendo mucho de la luz que tenga ese día, siempre deseando poder tener un día algo nublado que me permita captar mejor el encanto del Bosque.

En esta ocasión prevaleció mas el sol que las nubes.

El aspecto todavía invernal de algunos árboles casi sin hojas, y las ramas retorcidas de algunos ejemplares en el entorno de la cueva, le daban un carácter un tanto desolado, como de bosque maligno, haciendo justicia al nombre de la cueva.

Si queréis mas información de la ruta podéis visitar el siguiente enlace.

http://asturiasmarymontana.blogspot.com.es/2013/07/pr-as-200-doiras-cova-del-demo.html

(si hacéis click en la primera imagen las podrás ver en modo pase de diapositiva, o slide-show, de esa manera se aprecian mejor)

 

 

 

 

Pin It on Pinterest

Share This